}catch (ex){}

Conozcamos un poco más

¿QUÉ ES LA BRECHA DIGITAL?

¿Qué es la Brecha Digital?

Se estima que, a lo largo de la historia de la humanidad, han existido cinco paradigmas tecno-económicos que han cambiado su rumbo:
● La Revolución Industrial (1771).
● La era del vapor y los ferrocarriles (1829).
● La era del acero, la electricidad y la ingeniería pesada (1875).
● La era del petróleo, el automóvil y la producción en masa (1908).
● La era de la informática y las telecomunicaciones (1971).
En esta última, las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) han sido el elemento central. Se trata de herramientas que representan oportunidades para generar beneficios en la sociedad; no obstante, el déficit en su acceso, uso y apropiación social deriva en la exclusión de ciertos grupos de personas. Dicha desigualdad es conocida como brecha digital.
El término hace referencia a la brecha que existe entre aquellos que utilizan las potencialidades de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) para sus necesidades personales o profesionales, y quienes no tienen acceso a estas o no cuentan con las competencias necesarias para su uso.
Algunos autores consideran que las desigualdades que se producen en el acceso al equipamiento representan una primera brecha. Por otro lado, están quienes, aún teniendo acceso a estos recursos, no saben cómo utilizarlos, por lo que suponen una segunda brecha. Ambas carencias dividen a los ciudadanos en dos grupos: los conectados y los no conectados.
La brecha digital es compleja y discutible, y se requiere de un diagnóstico exacto de sus causas para discernir y poner en práctica soluciones adecuadas. Por otro lado, existe una fuerte correlación entre la brecha digital y la pobreza.
El término opuesto a la brecha digital está la inclusión digital, que equivale a reducir o acabar con la brecha digital a través de acciones como la inversión en infraestructura y la alfabetización de los ciudadanos, entre otras iniciativas.

El número de abonados activos de banda ancha móvil por cada 100 habitantes sigue aumentando con fuerza, con un crecimiento interanual del 18,4%. (Fuente UIT)

Casi la totalidad de la población mundial (97%) vive al alcance de una señal celular móvil. (Fuente UIT)

El 82 por ciento de la población mundial vive al alcance de una señal LTE o de banda ancha móvil, y otro 11 por ciento tiene acceso a una red 3G. (Fuente UIT)

En África solo el 39,3 % de sus habitantes viven conectados, frente al 87,2 % de los europeos y el 94,6 % de los norteamericanos. (Internet World Stats)

FACTORES Y CAUSAS DE LA #BRECHADIGITAL

La siguiente infografía ofrece una instantánea sobre las diversas brechas digitales y sus causas fundamentales:

Los orígenes de la expresión “brecha digital” hacen alusión al concepto digital divide, que surgió en Estados Unidos en la década de los 90, aludiendo a diferencias existentes entre los individuos o grupos sociales con acceso a las TIC, integrados como “sociedad de la información”, pero también a las personas o grupos de excluidos, debido a su carencia de acceso o porque no sabían utilizar las herramientas tecnológicas.

Según la enciclopedia Euston 96, el término fue utilizado por primera vez en 1995. Aunque su autoría se desconoce, se dice que su creador podría ser el británico Simon Moores, pero también se presume que fue Lloyd Morrisset, presidente de la Fundación Markle, el primero en pronunciar el término para referirse a la disparidad que podía surgir en Estados Unidos entre los “conectados” y los “no conectados”.

Desde sus inicios, este concepto ha sido utilizado para referirse a diferentes tipos de disparidades relacionadas con las características de los países, las regiones, las comunidades, los grupos sociales y los individuos. También se ha hecho alusión al término para referirse a la infraestructura de telecomunicaciones.

Cabe destacar que la brecha digital no solo existe entre los países más desarrollados y aquellos en vías de desarrollo. En un mismo país puede haber grupos sociales que tengan la posibilidad de integrarse en la “sociedad de la información”, mientras que otros grupos se mantienen al margen y excluidos de esta.

La brecha digital también puede ser generacional (entre los más jóvenes y las personas mayores), entre las personas que saben leer y las analfabetas o entre las poblaciones urbanas y las poblaciones rurales.

Tipos de brecha digital

La brecha digital puede presentarse bajo diferentes formas y estar relacionada con diversos factores:

  • Brecha digital de acceso: desigualdades sociales y económicas vinculadas al acceso de los equipos tecnológicos e infraestructura. Recientemente, nuevas disparidades han aparecido y están relacionadas con la capacidad de acceso a las conexiones banda ancha e ilimitadas. Según datos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), actualmente más del 40% de la población mundial no tiene oportunidades para aprender a utilizar una computadora.
  • Brecha de uso: originada por el uso que los individuos y los grupos sociales hacen de las tecnologías de la información y la comunicación.
  • Brecha de calidad de uso: eficacia en el uso de las distintas tecnologías, ya que si bien existen individuos que tienen las competencias técnicas para acceder a las redes, no saben cómo aprovechar las potencialidades de estos recursos.

Causas de la brecha digital

Existen diversas causas que acrecientan la brecha digital. Algunas de ellas son:

  • Falta de acceso: posibilidades que tienen las personas de acceder a este recurso. Aquí entran en juego aspectos como las diferencias socioeconómicas entre los usuarios y los países. Por ejemplo, hay zonas del mundo en las que un alto porcentaje de la población recibe ingresos por debajo del umbral de la pobreza, lo que, a su vez, provoca que el acceso a Internet sea reducido.
  • Falta de competencias digitales que impiden el manejo de la tecnología: según datos de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), existen al menos 40 países en los que más de la mitad de sus habitantes no sabe adjuntar un archivo a un correo electrónico. Este punto también guarda relación con el tipo de dispositivo utilizado, así como con los programas informáticos y la rapidez de la conexión para acceder a Internet.
  • Calidad de uso: el nivel educativo constituye un factor relevante, ya que quienes poseen un alto nivel de educación pueden aprovechar las potencialidades de las tecnologías tanto en el hogar como en el campo profesional. En ocasiones, se poseen las competencias digitales para manejarse en Internet, pero no los conocimientos para hacer un buen uso de la red y sacarle el mayor partido posible.
  • Ausencia de infraestructura: en algunas zonas, sobre todo rurales, no existe la infraestructura necesaria para ofrecer a la población conexión a Internet.
  • Edad: la diferencia generacional representa una variable en el tema de las desigualdades en torno al uso de las herramientas tecnológicas. Para los nativos digitales, es decir, quienes nacieron en la era digital, el uso de la tecnología es parte de su día a día. No obstante, mientras mayores son las personas, su uso se hace cada vez más complejo. Por ejemplo, las personas de la tercera edad pueden sentir miedo o inseguridad para acceder a las redes.
  • Censura: algunos países imponen restricciones a sus habitantes en cuanto a la información a la cual pueden acceder en la red, lo que acentúa la brecha digital.

Consecuencias de la brecha digital

Algunos de los principales efectos de la brecha digital son:

  • Barrera al estudio: la brecha digital limita el acceso al conocimiento. Lo que ha sucedido con la educación tras el coronavirus es apenas un ejemplo: profesores y alumnos “fuera de juego” por carecer de la tecnología y las competencias digitales suficientes.
  • Acentúa las diferencias sociales: el analfabetismo digital disminuye las opciones de encontrar trabajo o de acceder a un empleo de calidad, lo que repercute negativamente en los ingresos de las personas.
  • Discriminación de género: las mujeres son particularmente vulnerables a la brecha digital y existen múltiples barreras para su acceso a Internet. Estas incluyen problemas de asequibilidad, imposibilidad de tomar decisiones financieras dentro del hogar o falta de alfabetización digital y confianza. Todo esto conlleva a la incapacidad de usar herramientas digitales básicas y acceder a información en línea.
  • Barrera al conocimiento: en el campo de la investigación, quienes tienen la posibilidad de consultar la información más reciente gracias al acceso a las redes tienen una ventaja en comparación con quienes quedan al margen de la posibilidad de uso de las herramientas tecnológicas.
  • Mundo empresarial: aquellas empresas que no se han integrado en la sociedad de la información o no lo han hecho de manera eficaz tienen mayores dificultades para realizar negocios. Esto incide de forma negativa en su crecimiento comercial.

Estrategias para disminuir la brecha digital

En sus Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS 9), la Organización de las Naciones Unidas (ONU) contempla la reducción de la brecha digital. No es casualidad que, en muchos lugares, hayan sido puestas en marcha iniciativas para facilitar el acceso a la tecnología.

Algunas de las más relevantes son:

  • Programas de alfabetización digital: instruyen a los habitantes de las zonas menos favorecidas en el uso de Internet para mejorar su bienestar personal.
  • Alianza para un Internet Asequible (A4AI): este proyecto, liderado por una coalición internacional de gobiernos, empresas y la sociedad civil, persigue abaratar el costo de la banda ancha en zonas concretas de África, Asia y América Latina.
  • Free Basics: esta iniciativa, impulsada por Facebook y otras seis compañías tecnológicas, pretende dar acceso gratuito a una serie de webs a través de una aplicación móvil.
  • Starlink: promovido por el magnate Elon Musk, es una iniciativa cuyo objetivo es lanzar satélites al espacio para ofrecer Internet de alta velocidad y cobertura global a precios asequibles.

1 de cada 5 conexiones móviles correrá en redes 5G para 2025. (GSMA)

Más de 5.300 millones de abonados a servicios móviles existen en el mundo. En el año 2000 eran apenas 748 millones. (ITU)

El sistema operativo Android de Google fue el objetivo de más del 50% de la actividad de los piratas informáticos durante la primera mitad de 2020. (S21sec)

Gobernanza electrónica y reducción de la brecha digital

Habitualmente la clasificación internacional para evaluar debidamente la brecha digital se basa en el número de usuarios de Internet, puesto que así se miden la conectividad y el acceso. Dado que hay muchos países con problemas como el analfabetismo, la falta de agua o la hambruna generalizada, algunos expertos consideran que este enfoque es deficiente.

Los analistas afirman que las organizaciones internacionales deberían adoptar un enfoque amplio que utilice indicadores basados tanto en la calidad como en la cantidad, ya que la evaluación es vital para medir el éxito o el fracaso en la aplicación de diversos métodos de reducción de la brecha digital.

La participación de los Estados y la utilización de instrumentos de gobierno electrónico adecuados podrían ser agentes en el empeño de reducir la brecha, ya que el desarrollo de estos servicios está directamente vinculado con la participación activa de los ciudadanos y el sector privado en la prestación de los servicios públicos.

En este aspecto, la gobernanza electrónica desempeña el papel rector en la creación de instrumentos de gobierno electrónico utilizables por personas de cualquier nivel de instrucción. Esto, porque algunos sitios web gubernamentales son muy complejos y difíciles de utilizar, por ende, la adopción de un enfoque integrado y orientado a los ciudadanos podría contribuir a que aumente la igualdad de oportunidades en la utilización de las TIC.

Según los analistas, los gobiernos deberían desempeñar el papel principal en cuanto a posibilitar la creación y el despliegue de servicios electrónicos accesibles y de contenidos TIC comprensibles. Además, deberían facilitar la creación de un entorno adecuado y no discriminatorio para el gobierno electrónico, mediante marcos de reglamentación, direcciones estratégicas y garantías gubernamentales.

La gobernanza electrónica podría ser una herramienta igualmente poderosa para reducir la brecha digital, por ejemplo, asegurando el acceso a la banda ancha a precios asequibles. Además, las nuevas tecnologías podrían incorporar aspectos como dispositivos más fáciles de usar.

Otro factor fundamental es la cooperación entre todos los participantes: los gobiernos centrales, las autoridades públicas locales, el sector privado, las instituciones académicas, la sociedad civil y las organizaciones internacionales.

En resumen, los elementos clave del desarrollo de la gobernanza electrónica como elemento definitorio para reducir la brecha digital son:

  • Cooperación internacional, nacional y regional.
  • Armonización del marco jurídico y los reglamentos.
  • Aseguramiento de un conjunto mínimo de servicios electrónicos interconectados e interoperables.
  • Promoción no discriminatoria de aptitudes en materia de TIC y alfabetización digital.
  • Educación y preparación de la población de las regiones menos adelantadas para la sociedad de la información y estímulo de la capacidad electrónica.
  • Prestación de servicios electrónicos experimentales en las regiones menos adelantadas, junto con la correspondiente asistencia técnica.
  • Desarrollo del aprendizaje electrónico y de un contenido de las TIC adecuado.
  • Fomento de la participación electrónica y de la inclusión de diversas categorías sociales en la formulación de políticas y la adopción de decisiones, incluso mediante las nuevas tecnologías de los medios de comunicación, como las redes sociales.
  • Utilización de las comunicaciones móviles como infraestructura para la diseminación de servicios electrónicos.
  • Aumento de la transparencia en la adopción de decisiones y los gastos presupuestarios mediante la aplicación de servicios electrónicos.
  • Participación de los ciudadanos en todos los aspectos de los procesos de administración pública, tanto a nivel local como nacional.
  • Aumento de la calidad de vida en todos sus aspectos, mejorando los servicios electrónicos y el acceso a los conocimientos.

Brecha digital en tiempos de pandemia

El covid-19 ha proporcionado una drástica evidencia de las amenazas representadas por el uso no controlado de la tecnología digital, desde la exclusión y la desigualdad, hasta la vigilancia, los abusos a los derechos humanos y los delitos cibernéticos. Lo anterior ha dado paso a algunas de las tecnologías de vigilancia más intrusivas que jamás hayamos visto, junto con un importante incremento de ataques como el secuestro de datos contra hospitales e instalaciones de salud.

Por otro lado está el acceso de los usuarios. Desde la ONU aseguran que la brecha digital es hoy “una cuestión de vida o muerte” para las personas que no pueden tener acceso a información médica esencial. Esto, porque la tecnología digital es fundamental en la mayoría de los aspectos de la respuesta a la pandemia, desde la investigación de vacunas hasta los modelos de aprendizaje en línea, el comercio electrónico y las herramientas que permiten a cientos de millones de personas trabajar y estudiar desde casa.

Para hacerse una idea, solo en 2019, alrededor del 87% de las personas en países desarrollados utilizaron Internet, en comparación con apenas 19% en los países menos desarrollados. Surge entonces la necesidad de aprovechar las infinitas oportunidades ofrecidas por la tecnología digital, a fin de redoblar esfuerzos en atención médica, crisis climática, erradicación de la pobreza y, en general, en todos los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Desde la ONU, afirman que, para esto, es necesario avanzar en la era digital con una creciente cooperación internacional basada en la confianza mutua, ya que resulta imposible cosechar todos los beneficios de la tecnología sin movilizar la cooperación mundial para cerrar las brechas digitales y reducir sus potenciales daños.

FUENTES

https://www.redalyc.org/jatsRepo/4576/457654930005/html/index.html

https://www.iberdrola.com/compromiso-social/que-es-brecha-digital

http://a4ai.org/wp-content/uploads/2014/09/A4AI-1-pager-ESPA%C3%91OL-final.pdf

https://www.informeticplus.com/que-es-la-brecha-digital

https://www.un.org/en/content/digital-cooperation-roadmap/ 

https://www.euston96.com/brecha-digital/ 

 http://spanish.xinhuanet.com/2020-06/12/c_139132911.htm 

https://www.un.org/es/chronicle/article/el-papel-de-la-gobernanza-electronica-en-la-reduccion-de-la-brecha-digital#:~:text=El%20concepto%20de%20brecha%20digital,y%20las%20comunicaciones%20(TIC)

HABLEMOS

Si tienes alguna consulta, opinión o sugerencia, no esperes en contactarnos. Felices estaremos dispuestos a leer y responder tu mensaje.

¡Con@cción juntos acortando la #BrechaDigital!

hablemos@conaccion.cl
www.conacción.cl

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.